El propósito de la visita era hacerle seguimiento a los 243 casos de niñas que, desde 2014, resultaron enfermas, presuntamente, luego de la inoculación. También para conocer los mecanismos de vigilancia epidemiológica y reportar nuevos casos y planes de prevención.

 

Anuncios